Funerarias del Suroeste

Inhumaciones

Inhumaciones

Llama ahora 924 150 674Las inhumaciones o entierros son el paso final tras el correspondiente velatorio y ceremonia de despedida de nuestros seres queridos. Con el paso de los años y gracias a la evolución de las costumbres y al cambio de mentalidad de las nuevas generaciones, el concepto de cementerio también evoluciona y puedes encontrar espacios diáfanos y abiertos alejados de los diseños monumentales y clásicos.Si escoge esta opción para que sus seres queridos puedan descansar eternamente, debe optar por un espacio adecuado. Somos conscientes de ello, motivo por el cual ofrecemos un servicio completo y personalizado que atiende a las particularidades de su familia.La inhumación se puede realizar en una tumba, un mausoleo, un panteón, un nicho o un columbario, y cada uno de estos espacios se puede alquilar durante una serie de años o bien se puede adquirir en propiedad. La reutilización de tumbas, mausoleos, panteones o nichos, está fijada por las autoridades sanitarias y no puede, en ningún caso, realizarse antes de haber transcurridos cinco años desde la última inhumación.

Los enterramientos en los ritos funerarios se realizan atendiendo a las tradiciones y a las leyes establecidas por la sociedad y acordes a cada religión o credo. En España, es obligatorio el transcurso de 24 horas de la defunción para poder realizar la inhumación o cremación, pero siempre hay que atender a las posibles circunstancias especiales que rodeen el fallecimiento y a la normativa sanitaria dictada en cada momento.Le ofrecemos un servicio integral para que no se tenga que preocuparse por ninguna de las gestiones asociadas a este tipo de trámites.

Tenga presente que no es lo mismo que el fallecido esté en la misma Comunidad Autónoma, que proceda de otra Comunidad o incluso del extranjero.Cuente con nosotros para las inhumaciones de sus seres queridos. Nos avala nuestra experiencia, profesionalidad, humanidad y una atención personalizada con profesionales altamente cualificados.

Incineraciones

Incineraciones

Llama ahora 924 150 674Las incineraciones son un proceso que consiste en reducir a cenizas un cuerpo tras introducirlo en un horno, diseñado para tal fin. Ponemos a su disposición, asesorándole para ello, de todas las instalaciones existentes en la provincia. Consulte con nuestros profesionales, ellos podrán asesorarle sobre la mejor opción a tener en cuenta si es esta su elección.La cremación de un cadáver es un proceso lento, dura entre tres y cinco horas, en el que no hay que estar obligatoriamente presente y podemos recoger las cenizas posteriormente para su inhumación. Este proceso requiere de un ataúd ecológico, apropiado para tal fin, en que no existe ningún elemento metálico, y que cumple los estándares medioambientales dictados por la autoridad competente.La incineración es un destino final diferente del enterramiento, que evita complicaciones de espacio y que si se realiza en un Columbario, este puede ser reutilizado sin necesidad de que transcurrir un tiempo específico, como en el caso de tumbas, panteones o nichos. En la actualidad están construyéndose multitud de columbarios privados, dentro de las ciudades, lo que facilita, gracias a la cercanía, las posteriores visitas a nuestros seres queridos.Independiente de la causa de la muerte, cualquier cadáver puede ser incinerado, siempre que no haya una orden expresa sanitaria o judicial que lo impida. Las cenizas tendrán que trasladarse a una urna sellada que quedará identificada con los datos del fallecido y se ha de acompañar con un certificado de cremación. Del mismo modo, es posible depositar pequeñas cantidades de cenizas en los denominados relicarios para que varias personas puedan conservar un recuerdo de su ser querido.

Las cenizas tras la incineración suelen tener 3 destinos diferentes:Custodia familiar en el domicilio. En este caso hay que conservar el certificado que acredite la procedencia de las cenizas.Inhumación en un nicho, columbario, sepultura o cualquier otra posibilidad.Esparcimiento. Cabe recordar que la ley impide esparcir las cenizas en lugares no autorizados como un río o mar sin los permisos oportunos.

Si este es su caso, no se preocupe, nosotros se lo gestionamos.Las cremaciones son la alternativa más popular a las inhumaciones, y las razones para ello son tanto personales como religiosas o económicas.En cualquier caso realizamos incineraciones con despedidas, ritos religiosos, laicos y responsos. Respetamos siempre sus costumbres y realizamos los trámites necesarios en cada caso.

Traslados

Traslados

Llama ahora 924 150 674Uno de los servicios más importantes que prestamos es el relacionado con los traslados funerarios. El traslado de difuntos es cualquier tipo de desplazamiento del cadáver desde su fallecimiento en una residencia, hospital, domicilio… El primer destino de este traslado es el lugar donde los familiares han decidido realizar el velatorio, en la actualidad lo más normal suele ser un tanatorio. Como paso final se realiza el traslado al lugar de inhumación, bien sea en la misma localidad donde se realiza el velatorio o en otra elegida por los familiares.Gestionamos el traslado de restos, realizando la exhumación y posterior traslado, bien para su cremación o para su inhumación en otra unidad de enterramiento, tanto de la misma localidad como de cualquier punto de la geografía nacional.Nos encargamos de tramitar toda la documentación necesaria, para la correcta realización del traslado, con autoridades sanitarias locales y autonómicas o con las consiguientes autoridades extranjeras si fuese el caso.Cuidamos con mucho detalle el último viaje de su ser querido.

Contamos con personal cualificado y experimentado que conduce una sobria flota de vehículos para dar ese último adiós. Existen diferentes tipos de traslado de restos humanos. Así pues, nuestro departamento de gestión se ocupará de preparar toda la documentación legal y autorizaciones pertinentes para las repatriaciones de cadáveres y el desplazamiento de los fallecidos hasta su lugar de destino.

Los traslados funerarios más habituales suelen ser de ámbito local y se producen en la misma población donde se ha producido el fallecimiento. Por otro lado, los traslados provinciales son aquellos que tienen lugar entre localidades de la misma Comunidad Autónoma o provincia. Asimismo, se consideran traslados nacionales los producidos cuando el destino final, bien sea inhumación o cremación, tenga lugar en una provincia diferente de donde haya causado el fallecimiento y la despedida. Por último, los traslados internacionales tienen lugar cuando el destino final es fuera del territorio nacional y es necesario involucrar otros medios de locomoción como puede ser un avión, un barco o un tren.En cualquier caso, nosotros le solucionaremos todo lo relacionado con la repatriación y obtendremos la documentación necesaria del país de destino.